¡No creas en nada! (ni en este video, ni en David Icke)

(subtitulado por Fabiocomplejo)
Excelente fragmento de la cuarta parte de la conferencia Remember Who You Are (Recuerda Quién Eres) que se realizó el 28 de Octubre del 2012 en Wembley Arena, Inglaterra, donde David Icke habla sobre lo peligroso de aferrarse a un sistema de creencias particular y olvidarse que somos simples granitos de arena en el multiverso del cual obviamente sabemos muy poco, y que entre más lo hacemos, menos conoceremos su totalidad.

 

 

Publicación relacionada:  David Icke – Saturnismo, Matrix Lunar y Los Dioses de Carlos Castaneda

Anuncios

Facebook trata de silenciar a un bloguero que destapó un escándalo de venta de datos

Destapa una oferta que plantea la posible existencia de un mercado negro

La red social más popular del mundo no ha podido impedir que el bloguero búlgaro Bogomil Shopov publique sus conversaciones con Facebook a raíz de destapar una oferta de venta masiva de datos: por cinco dólares pudo comprar más de un millón de datos personales de usuarios.

La compañía le pidió que no hiciera públicos los datos porque iba a entorpecer una investigación interna, y le pidió que destruyese los datos recogidos después de enviárselos. Sigue leyendo

La ocupacion de Wall Street en vivo

Lo que la TV no muestra, acá una cámara en vivo desde la manifestación en Wall Street.

http://cdn.livestream.com/embed/globalrevolution?layout=4&height=340&width=560&autoplay=false

 

Noticias y comentarios de la pagina de Facebutt del evento: https://www.facebook.com/pages/Occupy-Wall-St/184749301592842?ref=ts&sk=wall

Hagan correr la voz!

Otros monstruos del lago Ness

“Es bien sabido que existen monstruos en el Lago Ness. Sus rasgos más característicos son su dificultad para verlos y atraparlos, pero hay registros de observaciones que datan de hace cientos de años […] Se ha sugerido de tanto en tanto que, al no haber capturas, se deduce que no existen…Pero esto es tanto irresponsable como ilógico”

Así comienza un curioso artículo aparecido en una prestigiosa revista científica de 1972. En él se calcula el número de individuos-monstruo del Lago Ness y su tamaño medio. Todo ello con un elegante desarrollo científico. El estudio surgió como una broma. R. W. Sheldon y S. R. Kerr trabajaban en el Instituto Bedford de Oceanografía en Canadá. Una compañera les propuso que utilizasen sus conocimientos para enfrentarse a un problema poco común: determinar cuántos “Nessies” había en el famoso lago.

Aceptaron el retoy comenzaron por lo que sabían. En los sistema ecológicos estables, la biomasa es constante en todos los grupos de tamaño. Por ejemplo, la cantidad de peces puede cambiar, unos pueden nacer y otros morir, pero el peso total que tendrán será siempre la misma. Si se conoce el peso total de un tipo de organismo, se puede saber el de los demás.

El Lago Ness, en la actualidad

Los cálculos arrojaron entre 3,135 y 15,675 kg.de monstruos. Pero, ¿qué tamaño tienen los monstruos? No tenían datos fiables y los relatos de encuentros variaban mucho entre ellos. Concluyeron que un animal de menos de 100 kg. no podría considerarse monstruoso, así que tomaron ese valor como el mínimo. Como resultado, habría entre 1 y 156 individuos.

Decidieron afinar más. Estaba claro que no podía existir un sólo monstruo, pues se habría extinguido hace tiempo, ni tampoco 156 porque, de ser así, alguno habría sido capturado. Sabían, además, que nunca se habían hallado cadáveres, por lo que la tasa de mortalidad debía ser baja. Y, además, tenía que haber juveniles, ya que el tamaño difería bastante entre distintos testigos. Por tanto, la hipótesis estimaban que serían pocos, algunos jóvenes pero la mayoría adultos, de un tamaño acorde a lo que contaban los testigos. En buena lógica, un “monstruo” tenía que encontrarse en lo más alto de la red trófica como un depredador que se alimentase de peces. Si los cálculos funcionaban, sólo había un resultado posible.

La población de “Nessies” tendría, por tanto, entre 10 y 20 individuos de 1,500 kg. de peso medio y ocho metro de altura, confirmando los reportes sobre los avistamientos.

Todo esto no fue más que una forma creativa de utilizar la ciencia y divertirse al mismo tiempo. Otros autores siguieron su ejemplo, proponiendo métodos alternativos para calcular el número de individuos. La broma gustó hasta tal punto de que empezaron a darse explicaciones para otros “monstruos” en otros lagos y para otros seres desconocidos por la ciencia como los dragones.

Sin embargo, no todo el mundo lo entendió así. Algunos científicos, de manera muy airada, escribieron a la revista protestando por el artículo, generando un debate sobre lo que la ciencia podía hacer o no. Una de ellas fue publicada y concedió a Sheldon y Kerr la posibilidad de contestar. Ambos se defendieron argumentando que la ciencia también puede ser divertida, que todo había sido un juego y que no pretendían ofender a nadie. Y que su siguiente proyecto era determinar la población de Yetis del Himalaya…

LAS IMÁGENES DE LA TOMA DE TRÍPOLI, UNA FALSIFICACIÓN MEDIÁTICA

Las imágenes de los rebeldes libios que supuestamente tomaron la capital del país han recorrido todo el mundo. Sin embargo, posteriormente han surgido dudas al respecto, ya que varios periodistas comenzaron a asegurar que se trata de grabaciones falsas.

“Había que mostrar a las masas de rebeldes. Para eso construyeron decorados en Qatar dos semanas antes. Nosotros teníamos esa información, sabíamos que habían construido decorados de la Plaza Verde en Trípoli. Contrataron actores profesionales. Omar Jali interpretó increíblemente bien el papel del hijo de Gaddafi, Seif el Islam. Todo el mundo vio como los rebeldes detenían al hijo del coronel”, cuenta Marat Musin, miembro del Comité de Solidaridad con los pueblos de Siria y Libia.

La noche siguiente, el propio Seif el Islam apareció sano y salvo ante los periodistas extranjeros para desmentir la información sobre su arresto. “La OTAN y Occidente poseen altas tecnologías. Interrumpieron nuestra comunicación, mandaron mensajes al pueblo libio mediante las redes libias, cortaron la emisión de nuestros programas, emprendieron una guerra electrónica para generar caos y miedo en Libia”, dijo.

Pero ya era tarde para dar explicaciones y las ventajas que sacaron los rebeldes quedaron al descubierto. El Consejo Nacional de Transición (CNT) libio reconoció luego que la noticia falsa de la detención de Seif al Islam facilitó el avance rebelde en Trípoli. Según el primer ministro del CNT, Mahmoud Jibril, desde la aparición de dicha información 11 países reconocieron al Consejo como representante legítimo de Libia.

Por otro lado, el régimen de Gaddafi también tiene sus trucos para no decir toda la verdad. Según sus seguidores, el coronel nunca abandonó Trípoli. Pero, cuando los rebeldes tomaron el complejo residencial y militar de Bab el Aziziya, ubicado en el centro de Trípoli, no hallaron ni un rastro de su inquilino.

“Vivimos en tiempos en los que a muchos no les cuesta nada falsificar la información. Por eso cada uno tiene que pensar con su propia cabeza y aprender a discernir. Hoy día es imposible creer en lo que ves. Internet se ha convertido en una parte importante de los conflictos bélicos. La guerra informativa va acompañada de la guerra real”, comenta Iván Zasurski, profesor de la Universidad Estatal de Moscú.

Durante la agresión georgiana sobre Osetia del Sur en el año 2008, Rusia se convirtió en objetivo de una serie de mentiras. Los tanques georgianos fueron mostrados por los medios de comunicación occidentales como si fueran carros rusos. En la cadena CNN aparecieron imágenes de las destrucciones que provocó Georgia en Osetia del Sur como si las hubiera causado Rusia en la ciudad de Gori. Una vez más el espectador fue víctima de un engaño.

Los medios que siguen sólo una parte del conflicto no reflejan la realidad bélica. Esta es la opinión del José Gabilondo, profesor de derecho de la Universidad Internacional de Florida, que además afirma que los periodistas pierden la objetividad cuando participan en la creación de una realidad paralela. “Vimos una intensificación de la mediatización de la guerra durante la operación Tormenta del Desierto. A partir de ese momento uno se da cuenta que se ha perdido la frontera entre lo mediático y lo real”, comenta.

Articulo completo en:http://actualidad.rt.com/actualidad/internacional/issue_28811.html